El número de estudios aumenta

Está creciendo el número de publicaciones que incluyen estudios, metaanálisis y revisiones sobre dolor de cintura pélvica Puedes encontrar los resúmenes en buscadores como PubMed Health con los términos clave «pelvic girdle», «sacroiliac pain» o «symphysis pubis dysfunction». Los programas de ejercicios y la acupuntura parecen ser tratamientos eficaces, aunque se necesitan estudios mejores para saber cuál es la opción terapéutica preferible.

Datos interesantes

  • Alrededor del 45 % de todas las embarazadas y el 25 % de las mujeres en el posparto padecen dolor de cintura pélvica (DCP). El porcentaje cae hasta el 20 % si no se incluyen los síntomas más moderados. El trabajo físico, tener historial de dolor lumbar y haber tenido DCP con anterioridad son factores de riesgo. Wu et al, 2004
  • El DCP relacionado con el embarazo y la lumbalgia son comunes, y sus efectos físicos, psicológicos y socioeconómicos son significativos.  Vermani et al, review 2010.
  • El dolor de cintura pélvica (DCP) es un término que se usa específicamente para referirse al dolor lumbosacral, sacroilíaco y a la pubalgia en el embarazo. Los cambios hormonales y físicos que provoca el embarazo aumentan el riesgo de problemas musculoesqueléticos durante la gestación. La gravedad de estos problemas varía entre el dolor moderado y la incapacidad física casi completa. El DCP es habitual en el embarazo y se puede mantener bajo control con un tratamiento adecuando. Excepcionalmente, algunos casos de DCP requieren hospitalización. La intervención temprana ayuda a evitar una incapacidad futura grave. La falta de reconocimiento del problema hace sentir a estas pacientes abandonadas y puede perpetuar el dolor y contribuir a la discapacidad. Keriakos et al, review 2011.
  • El dolor lumbopélvico y su efecto sobre la actividad diaria a las 36 semanas de embarazo se puede predecir atendiendo a determinantes psicológicos que se dan en el segundo trimestre; la combinación de estrés percibido e incapacidad física a las 24 semanas de embarazo parece ser el mejor predictor de incapacidad hacia el final del embarazo. Bakker et al, 2013
  • Se han identificado tres factores clave de influencia en la vida cotidiana de las pacientes: 1) actividad y dolor, 2) falta de reconocimiento del dolor y la incapacidad, y 3) roles cambiados. Es difícil aceptar una vida diaria con dolor y limitaciones físicas, y muchas mujeres se sientes desanimadas, marginadas y solas. A pesar de ello, la mayoría mantienen una actitud positiva ante el problema, lo que puede mejorar su capacidad para lidiar con el dolor. Estos resultados revelan la importancia de la influencia recíproca entre la paciente y su medio, y que el apoyo social es crucial.Engeset et al, 2014
  • En febrero de 2017 Cecile Röst obtuvo el título de Máster en epidemiología clínica. Estudió práctica basada en la evidencia en atención sanitaria en la Universidad de Amsterdam (UVA). Desarrolló y validó un cuestionario sobre DCP para pacientes embarazadas, posparto y crónicas: El Índice general de síntomas para el dolor de cintura pélvica (u OCI-PGP por sus siglas en inglés). El OCI-PGP consta de cuatro apartados: actividades diarias dolorosas, problemas de participación, focos de dolor y factores psicosociales. Le seguirán la validación y publicación en inglés.

Atentos a las últimas noticias…